lunes, 23 de julio de 2012

EL RESENTIMIENTO


EL RESENTIMIENTO
Por: Pavlusha K. Luyando Joo

Cuando la persona no perdona y quedan en ella resentimientos, siempre queda odio en el corazón. La persona con resentimientos, de forma inconsciente o consciente maltrata, hiere vocifera, busca cualquier excusa para descargar lo que tiene dentro hacerlo. El resentimiento puede causar daños incluso en la propia salud, los niveles de presión arterial elevada, ansiedad, diabetes; etc, se pueden disparar a raíz de conflictos no resueltos.

Todos somos suceptibles a tener resentimientos hacia alguien, no podemos decir que somos invulnerabkes.  Por ello es necesario examinarse detenidamente y darse cuenta de lo que aún nos lastima.

El perdón limpia el alma, purifica los sentidos, la persona incluso cambia el semblante, la salud mejora, se vuelve pacífica, hace más feliz.

¿Cómo perdonar?
El perdón se logra poco a poco cambiando la mirada (el concepto) y la actitud hacia la persona que nos ha herido. Debemos procurar comprender que todos somos seres humanos y todos podemos cometer incluso atrocidades tremendas si se presentara el caso, ¿a cuántas personas le hemos hecho daño a lo largo de nuestra vida?
Debemos tomar conciencia que somos privilegiados al darnos cuenta de lo que ocurre, pues la persona que comete maldades muchas veces no toma conciencia de ello, o bien por algún motivo no tiene la capacidad de corregir este vicio.

Si la persona que nos hizo mal, está lejos o ya falleció, es bueno hacer orar diariamente por ella. Algunos sacerdotes aconsejan pedir por la persona que nos ha herido y rogar para que no se le tome en cuenta la falta.

Si la persona la vemos a diario (en el caso que sea el esposo, esposa, o que trabaja en la misma oficina), es necesario redoblar la oración, así como aprovechar los sacramentos como la confesión y la Eucaristía, si es posible diariamente.
Confesar semanalmente las faltas o malos pensamientos que hayamos tenidos sobre la persona que nos ha herido asegura efectos verdaderamente sanadores, siempre y cuando se realice de forma consciente y con propósito de enmienda sincera.

En algunas parejas de esposos a veces es necesario el distanciamiento temporal, hasta que cierren las heridas producto del resentimiento.

La Psicoterapia o conversar con alguna persona de buena Fe o especializada sobre el punto es muy importante, pues permite descargar el dolor que llevamos dentro; sin embargo no es bueno estar contando nuestras intimidades a cualquiera. Es bueno por ello escoger a una persona idónea para ello: Un sacerdote con espíritu de consejo y santidad, un amigo o un pariente (mejor del mismo sexo) que se sepa que tenga prudencia y discreción. O un especialista que sea conocido por tener categoría moral, incluso más que profesional.

Recuerde que más ayudan las herramientas espirituales (la Fe) que las psicológicas. El amor siempre vencerá al odio.

POLICLINICO SAGRADA FAMILIA
web: http://www.policlinicosagradafamilia.com/

1 comentario:

cristian de jesus aragon dijo...

me pides que ore que clase de psicologo eres

EL CONSUMO DE PORNOGRAFÍA POR INTERNET INFLUYE EN LA ESTABILIDAD DEL MATRIMONIO

EL CONSUMO DE PORNOGRAFÍA POR  INTERNET INFLUYE EN LA ESTABILIDAD DEL MATRIMONIO Fuente: ZENIT.org El creciente consumo de pornografí...